La vuelta a Chávez en 140 caracteres

Por • 29 May, 2010 • Sección: Tribuna Abierta

La reciente manifestación por el encuentro de los invisibles internautas con el presidente de la república bolivariana de Venezuela a través de la plataforma social Twitter está dando qué pensar a los analistas locales y foráneos, opositores y oficialistas, introduciéndose un interesante debate más a los que abundan en once años de guerra mediática en contra y a favor del proyecto socialista bolivariano.

Es muy probable que los opositores aupados por los analistas financiados desde Washington utilicen el foro electrónico para crear una estadística virtual que desacredite no sólo al gobierno del militar y político venezolano sino a su proyecto socialista para Venezuela. Todo pensando estratégicamente en las venideras elecciones legislativas de Septiembre 26.

Mientras que por su parte, el sector oficialista ofrece una inundación de reclamos y propuestas que nunca antes pudo soñar en presentar directamente a su líder más carismático pasando por encima del pulpo burocrático que le rodea. Y cuando el comandante lee públicamente uno de los píos, trinos o mensajes que le llegan, no duda en utilizar su emblemática posición para amonestar, ordenar, corregir y apresurarse en reflexionar sobre la demanda, solicitud, denuncia o pensamiento que interpreta.

Cuando el sector elitezco usaba twitter para “soñar con pajaritos preñados” apareció Chávez para orientar su uso hacia metas sociales movido por principios éticos de solidaridad y justicia social. Notemos aquí la transvalorización de valores egocéntricos e individualistas del portal twitter en una plataforma socialista de nueva generación respondiendo hábilmente y pasando a la ofensiva mediática mundial. Zun Tsu (El arte de la guerra) no habría hecho otra cosa.

En el ejecutivo ha debido traer un cambio dramático de metodología, ya que muchos ministros están ahora al tanto de lo que a cada minuto el líder hace, piensa, ordena o medita. Luego la administración también se ha vuelto electrónica ya que desde el portal Chávez organiza respuestas y actualiza mediciones, observaciones y tácticas en tiempo real.

Podemos hablar de que esta jugada del líder socialista y presidente de la nación socializando un medio minoritario y exclusivo de comunicación electrónica traerá nuevas lecturas de cómo conducir un proceso revolucionario que no escatima en medios tecnológicos para comunicar y profundizar el enlace líder-pueblo justamente porque a través de un toque directo con la multitud amorfa y anónima hará que sus impresiones mejoren y su objetividad afine nuevos modelos de organización y distribución de la riqueza que tiene el país. En síntesis veremos un Chávez más asertivo.

La oposición maneja la tesis de que midiendo quejas se legitima la ineficacia de la administración oficialista. El ejecutivo se defiende armando una nueva misión (Chávez Candanga) para combatir los huecos, los baches, el vacío que muchas veces queda entre el gobierno y las necesidades de la gran mayoría de venezolanos que no han perdido aún la esperanza en la justicia social.

Seguramente los más de 200 servidores que laboran como receptores de mensajes al presidente en la Misión Chávez Candanga deberán aumentar cada vez más en la medida en que se teja la red de telaraña roja rojita que implica un estar respondiendo hábilmente a las solicitudes del pueblo. Lo anecdótico del asunto es que Chávez nuevamente está abriendo por primera vez desde el ejecutivo una ventana a la mayoría anónima que no tiene referencias, palancas, intermediarios, prestigio social o político, o cualquier otro recurso para ser atendido directamente.

La vuelta a Chávez en 140 caracteres podría ser el precedente de más y mejores modelos de comunicación entre la elite que gobierna y el anonimato popular que espera del líder respuestas concretas, eficaces y eficientes. De hecho es una herramienta que obliga a sus ministros, gobernadores, diputados y alcaldes, a estar al día y en contacto directo con una realidad que parecía inabordable. Los expone al público de una forma directa y a sus gestiones de gobierno también, rompiendo una burbuja sacrosanta (“porta aviones Chávez”) que separa de la realidad al pueblo de sus líderes, además de que podrá medirse la interrelación de cada uno de los ministerios (gobernaciones, alcaldías, concejos legislativos) y sus responsabilidades sociales más directamente.

La derecha observa que ahora el anónimo internauta se puede comunicar directamente con quien resuelve los problemas, y que esto desmejora la imagen de un gabinete puesto para responder a los problemas sociales. Pensamos que toda herramienta sea electrónica o no que permita un nexo directo con el gobierno sin pasar por intermediarios aumentará la eficacia de sus respuestas y la eficiencia de sus medidas para contrarrestar la injusticia social, la corrupción y los desequilibrios que produce la colisión del viejo modelo capitalista venezolano y el modelo que está naciendo de índole socialista. En la práctica cada ministro (gobernador diputado, alcalde) demostrará si tiene la madera para responder hábilmente a las demandas de su incumbencia.

Creemos que con esta vuelta a Chávez en 140 caracteres simboliza un cambio cibernético en la revolución que viene creciendo desde abajo hacia arriba, y responde a la necesidad de robustecer la relación de Chávez con el pueblo más allá de los canales establecidos, especialmente con aquellos sectores que no simpatizan abiertamente con el proyecto socialista, pero que tampoco reniegan de sus bondades.

Para el presidente de la nación es una oportunidad de oro a fin de conocer directamente las críticas, las impresiones, los argumentos y en general el debate que se mantiene puertas afuera de Miraflores. Para el anónimo que interactúa con la máxima autoridad del país es otra oportunidad dorada de reflejar una realidad indiscutible.

Finalmente esta vuelta a Chávez puede traernos sin que lo hayamos esperado un Chávez renovado y dispuesto a llegar al 2012 con una cara totalmente distinta, es decir, renacido de una crisis global que ha enfocado directamente en su persona y en su proyecto político el armamento más poderoso que imperio alguno haya tenido en la historia universal, y para colmo de sus detractores, salga vencedor de esta guerra de cuarta y quinta generación. La onda de David, cuya piedra venció a Goliat, podría ser este humilde twuiteo que ya se escucha como un soberano canto, y más que de azul pajarito piando podrá transformarse en el sonoro canto de un estridente gallo rojo, heraldo luminoso de una nueva era para los pueblos oprimidos del mundo reclamando justicia social.

Mario Forti
Mforti9@gmail.com



Tu opinión es importante. Escribe un comentario