Por un Nuevo Socialismo para ti, para mi

Por • 26 May, 2010 • Sección: Tribuna Abierta

El socialismo que anhelan las grandes mayorías, es aquel donde el centro de toda la vida gire en la búsqueda de las bondades necesarias para tener un desarrollo digno; no puede haber otro destino más justo.

El fracaso del socialismo y por ende el engaño, la burla a millones de seres en la extinta Unión Soviética, aún no ha sido ampliamente estudiado y menos aprendido, especialmente por aquellos que están en caminos llamados socialistas y por otros, como los que en Venezuela se empeñan en la búsqueda de un “nuevo Socialismo”.

El Socialismo del siglo 21, como se denomina al porvenir, esta centrado en esa onda de magnificar el papel de ser humano, dándole todas las oportunidades y herramientas para que se convierta en dirigente y jefe de su propio destino, y entienda que los tiempos son únicos y jamás pueden dejarse en manos “exclusivas”, menos en grupos o cenáculos que lejos de ser verdaderamente representativos de los intereses de las mayorías…vemos que han terminados en una especie de mafia política, que usa los peores métodos para mantener su hegemonía en la sociedad.(Ocurrió así en el llamado bloque socialista europeo)

Esa fue la principal razón para el rechazo y odio de los pueblos dentro del llamado otrora campo socialista con esos llamados Partidos del Pueblo o de los Trabajadores.

Hoy en los albores de un estamento brillante, la sociedad reclama mayores libertades y menos mediatizaciones (yugo imperial o de nuevo tipo; distintos en su origen pero al final hacen el mismo daño…). Piden, exigen, la democratización de los medios de comunicación, del uso de la tecnología en forma libre y protegida en lo económico para todos, reclaman ser participativo de forma real en los organismos de representación popular y que cesen el bastardo autoritarismo que trata de controlar y normar la sociedad, argumentando por su accionar el hacerlo en nombre de la seguridad de todos o en la lucha contra el terrorismo…

Es deber de los verdaderos revolucionarios colocarse a la cabeza de estas manifestaciones por una libertad total, signo inequívoco de la verdadera Democracia… hacerlo con modestia y con inteligencia, ser parte protagónico en los Cambios por un Mundo mejor.

El fracaso del capitalismo como referencia de desarrollo es algo real y se deben señalar los nuevos caminos para que cesen los sufrimientos de las masas, esas mismas que día a día reclaman sus derechos secuestrados y enajenados por los llamados dirigentes de los países industrializados o denominados por estos mismos como el “primer mundo”. Y por otros que en su búsqueda desenfrenada de resultados parecidos, se empeñan en destruir al hombre en los denominados países en desarrollo.

La Tierra; nuestra casa se encuentra “enferma”, la contaminación ha roto todas las reglas de la naturaleza, ha sido esta situación el resultado de la practica capitalistas mas imbécil y descabellada que generaciones algunas han realizado en la historia de la humanidad.

Hoy es urgente torcer ese maléfico rumbo que nos lleva rápidamente a la perdida de inmensas regiones y de la vida como hasta ahora la conocemos.

Por eso decimos y creemos que solo un nuevo orden basado en la Libertad y en el uso de los recursos tecnológicos de una forma democrática, racional; podrá corregir ese destino fatal.

He allí nuestro reto, no solo para los latinoamericanos, sino para todos los que sufrimos en todo el orbe las desgracias del capitalismo.

Ha llegado la hora de ser dueño de nosotros mismos y de nuestro destino; no puede haber otra forma mejor de actuar…recurramos a lo mejor de cada uno, sumemos voluntades y seguro lo lograremos; descubramos la fortaleza de la unión entre los iguales. No hay tiempo que perder, empecemos desde ya.

Hay que deslastrarse de ese fardo de farsantes y de malos actores disfrazados de Reyes y de Dirigentes, que nos agobian en nuestro día a día a escala Mundial.

No puede existir en un Mundo de tanto brillo (el que queremos); tanta mediocridad…Por eso la duda, la crítica… siempre debe ser bienvenida.

Enrique García
garzaen2@yahoo.es



Tu opinión es importante. Escribe un comentario