La oposición juega a la política en los vagones del metro de Caracas

Por • 21 May, 2010 • Sección: Tribuna Abierta

Después de un lunes bancario en que la tranquilidad reinó, era lógico que el martes fuese un día agitado a lo interno de las instalaciones del Metro de Caracas; el tradicional retardo del servicio no podía faltar, así como las mentadas de madre, peleas entre los usuarios/usuarias para ingresar a los vagones, calorones en los vagones sin aire acondicionado, escaleras mecánicas sin funcionar, así como lo leen, no se trata de personal trabajando en su reparación, no no, simplemente paralizadas, afuera de los trenes multitudes en colas esperando las llegadas de los trenes, en fin, el Metro por dentro es un hervidero de acciones humanas. Hoy nos percatamos de algo que, en otras anteriores lo habíamos observado, un trío de personas aprovechando el momento del retraso para hablar entre ellas, dos jóvenes y una señora, en otra oportunidad anterior 2 jóvenes y una muchacha, por lo general es un trío de personas que, llegado el retraso, comienza su perorata contra Chávez y su “revolución bonita”, en tono despectivo, hoy por ejemplo, el trío conversaba sobre el aumento dado a los militares pero no a la generalidad de la población, tratando de anteponer a los militares contra el pueblo, señalando que el salario mínimo apenas subía un 25%, mientras éstos recibían un 40% de incremento; para luego criticar el tren de los Valles del Tuy, el bululú que se forma para ingresar a sus vagones, escuálidos al fin y al cabo, no podían dejar de mostrarnos el racismo que los carcome por dentro y su desprecio hacia el pueblo, así que en un momento de la conversación que llevaban a cabo, en medio del retraso del servicio, uno de los escuálidos señaló que en los Valles del Tuy vivían puros salvajes, escoria, delincuentes mudados desde Caracas por Chávez, para desconcentrar a Caracas, mientras los 2 restantes sonreían a la “gracia” de la escoria hecha usuario del Metro de Caracas. A esto se dedica la oposición por estos días de pésimo servicio del Metro de Caracas. Esto nos hace recordar a los días previos del golpe de Allende, la CIA contrató miles de agentes que diseminó en los bares de Santiago, con el único objetivo de difundir mentiras sobre el gobierno revolucionario de Salvador Allende, el boca a boca tuvo sus efectos, sobre la población chilena, solo faltaban los militares que traicionaran su juramento, para ello miles de dólares provenientes del gobierno de Nixon como chorros de sangre compraron los que hacían falta, el gobierno democrático revolucionario cayó, se implantó la dictadura más sangrienta que tengamos conocimiento en nuestro continente, solo superada por Hitler, en eso andan los oposicionistas apátridas, jugando con fuego…

Henry Escalante
Caracas, 18 de mayo de 2010



Tu opinión es importante. Escribe un comentario