Casas de Barrio Sucre tienen las cloacas desbordadas

Por • 12 May, 2010 • Sección: Aguas Servidas, Municipio Bolívar

Más de 15 habitantes de las calles Andrés Eloy Blanco y Andrés Bello pertenecientes a una comunidad de Barcelona, se ven afectados por los constantes desbordamientos de aguas negras dentro de sus viviendas. Algunas familias han tenido que inhabilitar los baños

Lavar la ropa en la calle, usar el baño de algún vecino y soportar aguas negras en toda su casa, es el día a día de Romelia Centeno, una habitante de la calle Andrés Bello del sector Barrio Sucre de Barcelona.

Al igual que ella, más de quince vecinos deben convivir con el colapso de las cañerías a causa de un colector caído desde hace dos meses.

Para Centeno no es fácil tener que soportar los olores putrefactos que emanan de las tuberías. Algunas veces le ha tocado correr a media noche con su nieto por una fiebre en 40 grados, por una infección.

“Aquí viven cuatro niños y siempre tienen conjuntivitis, fiebre y ahora el menor tiene sarampión. Estoy cansado de pararme a medianoche y darme cuenta de que mi cuarto está inundado de heces”.

Pastora Noriega, quien tiene 69 años de edad, es otra de las afectadas. Contó que tienen que tapar las salidas de aguas negras, pues de lo contrario todo se inundaría. Teme que cuando llueva la situación empeore y corra el riego de contraer alguna enfermedad.

Esta anciana, quien siempre tiene un “pañuelito” para taparse la nariz, dijo que los olores putrefactos no la dejan respirar tranquilamente.

Yelitza Mendoza es otra habitante de esa comunidad que no hizo esperar sus quejas y mostró cómo el patio de su casa está lleno de líquidos nauseabundos.

Mendoza corroboró lo dicho por sus vecinos y alegó que en las noches las cloacas se rebosan, y eso la llevó a clausurar el baño, para evitar que la contaminación sea peor.

Los afectados solicitan ayuda inmediata, pues afirmaron que es imposible seguir viviendo rodeados aguas servidas y heces fecales.

Sin precedentes
Juan Díaz dijo que tiene muchos años residenciado en el sector y es primera vez que pasa por esta situación. “El colapso de los servicios impide que tengamos paz”.

El vecino Julio Morales notificó que cuando llaman a la Hidrológica del Caribe (Hidrocaribe), envían un camión váctor y se alivia la inundación, pero a las dos horas vuelve a colapsar. A su juicio, el problema radica en que la tubería principal cedió y por esa razón cuando introducen las guayas para la limpieza, éstas se quedan represadas debido a una gran obstrucción.

“Es hora de que las autoridades analicen y resuelvan el caso de raíz”.

Doble culpa
La gerente corporativa de Hidrocaribe, Gabriela Luces, informó que este tipo de problema con los colectores se debe a la inconsciencia de los habitantes, que arrojan de todo por los inodoros.

“Estas son las consecuencias de la falta de conciencia que tienen algunos pobladores. Quieren que solventemos la situación, pero ellos no ayudan en nada”.

Además, reiteró que Barcelona es una de las jurisdicciones del estado Anzoátegui que tiene más inconvenientes con los colectores caídos.

Ante esta situación, Luces solicitó a los residentes que tengan paciencia, ya que están trabajando.

Condiciones inhumanas
Desde hace dos meses los habitantes de dos calles del sector Barrio Sucre, situado en la capital del estado, conviven con líquidos servidos dentro de sus casas.

Los vecinos solicitan a Hidrocaribe que tome cartas en el asunto cuanto antes, ya que de no hacerlo, cerrarán las calles. Las enfermedades empiezan a propagarse, en especial entre la población infantil. La gerente corporativa de la empresa hidrológica, Gabriela Luces, dijo que buscan soluciones, pero la mayoría de las comunidades tienen el mismo problema.

Naylett Leonett (pasante)
Diario El Tiempo
12/05/2010



Tu opinión es importante. Escribe un comentario