Obama concreta reunión con el Dalai Lama y China exige que se suspenda de inmediato

Por • 13 Feb, 2010 • Sección: Noticias Internacionales

El gobierno estadounidense fijó reunión con el líder político del Tíbet, el Dalai Lama, pese a las críticas y a las advertencias de China. ”China se opone firmemente a la visita del Dalai Lama a los EE.UU. y a cualquier contacto de éste con líderes estadounidenses”, aseguró el portavoz del Ministerio de Relaciones de China; mientras que desde la Casa Blanca insisten en que la reunión se llevará ”como está planeada”.

El presidente estadounidense, Barack Obama, no descartó el encuentro con el líder político tibetano, Dalai Lama, pese a las advertencias de China, y convocó la reunión para el próximo 18 de febrero. No obstante, el país asiático ha exigido a Estados Unidos que suspenda de inmediato la reunión, según informó el portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores Ma Zhaoxu.

“La reunión se llevará a cabo, como está planeada, el próximo jueves”, 18 de febrero, así lo confirmó, ante la prensa, el portavoz de la Casa Blanca, Robert Gibbs.

Estas afirmaciones se produjeron, luego de las exigencias de China de que cancelara inmediatamente el encuentro.

“China se opone firmemente a la visita del Dalai Lama a los EE.UU. y a cualquier contacto de éste con líderes estadounidenses”, agregó Ma.

El portavoz de la cancillería china, instó al gobierno estadounidense “a comprender la gran sensibilidad de las cuestiones relacionadas con el Tíbet, cumpla con su compromiso de reconocer al Tíbet como parte de China y se oponga a la independencia del Tíbet”.

El pasado jueves 4 de febrero, el gobierno de Obama informó que el político “estará aquí este mes”, posteriormente, Washington expresó su interés de “entablar un diálogo constructivo” con el Dalai Lama, que visitará el país norteño los días 17 y 18 del mes en curso.

Pekín ha advertido en varias ocasiones que la visita el encuentro Barack Obama-Dalai Lama, dañaría las relaciones entre ambas potencias, que se han ido complicando con la iniciativa de Estados Unidos de venderle armamentos a Taiwán.

El gigante asiático hizo un llamado, el pasado martes 2 de febrero, a las compañías estadounidense a abstenerse de impulsar y participar en las ventas de armas a Taiwán y reiteró su advertencia sobre sanciones a las que ignoren su posición en este sentido.

“China impondrá las sanciones pertinentes a aquellas compañías implicadas en la venta de armas a Taiwán”, dijo Ma, en rueda de prensa, pero no precisó las medidas que se aplicarán.

“Algunas empresas norteamericanas que ignoran las objeciones del gobierno chino al respecto y deciden vender armas a Taiwan de todos modos tendrán que hacer frente a sanciones”, agregó el vocero.

Beijing, reafirmó su sentencia cuando notificó la interrupción de los contactos militares y conversaciones sobre seguridad con EE.UU. por la referida situación.

La Casa Blanca comunicó al Congreso recientemente sus planes para vender a Taiwán armamentos valorados en 6 mil 400 millones de dólares.

Según el titular chino, la decisión del gobierno estadounidense atenta contra la seguridad nacional y la causa de la reunificación pacífica de China.

Taiwán es uno de las mayores causas del conflicto entre EE.UU. y China, puesto que Pekín considera a la isla parte de su territorio y exige a Washington que cese su apoyo militar.

El gobierno chino se opone a que cualquier mandatario reciba al Dalai Lama, quien se encuentra exiliado en la India desde 1959 y considerado por Beijing como un “peligroso líder separatista” porque insiste en reclamar la autonomía del Tíbet, región que pertenece a China desde la Revolución Cultural de Mao Tse Tung.

teleSUR/-EFE-AFP-El País/yi – MM
12/02/2010



Tu opinión es importante. Escribe un comentario