Edificaciones deben cumplir normativa sismoresistente

Por • 12 Feb, 2010 • Sección: Tribuna Abierta

Grupo Tecnomatrix emplea una tecnología constructiva de origen español basada en paredes de cerramiento con marcos de acero galvanizado y concreto interno que garantiza la resistencia a la intemperie, fuertes vientos e incluso movimientos telúricos de diversa intensidad por que

Caracas, 10 de febrero de 2009.- “Si bien es cierto que los temblores son eventos naturales que actúan sin previo aviso, no por ello debemos cruzarnos de brazos y esperar con resignación su poder destructivo”. La anterior reflexión la escuchamos de Fernando Sada, director de Grupo Tecnomatrix, quien destacó que hoy más que nunca debemos propiciar una mayor conciencia sobre aquello que podemos hacer para ofrecer construcciones seguras, capaces de resistir desde pequeños sismos rutinarios e imperceptibles hasta terremotos excepcionales.

Sada mostró su preocupación porque en el país ya se han registrado en los últimos dos años, más de 1200 eventos telúricos superiores a 2.5 grados en la escala de Richter (sin contar las réplicas) y que en apenas cuarenta días del 2010 ya superan el centenar, según datos de Funvisis.

“La idea no es ser alarmistas, sino recordar que tenemos un compromiso social y hoy más que nunca debemos alzar la guardia respecto a conocer y reconocer la realidad sísmica de Venezuela. Es importante el cómo y dónde estamos construyendo viviendas, centros de salud y escuelas, pues son lugares de vital resguardo ante la ocurrencia de cualquier movimiento telúrico de mediana o gran magnitud”, afirmó Sada, al tiempo que reconoció que así como se ha venido mejorando exponencialmente en el país la infraestructura para la detección y estudio de dichos eventos naturales, en el área de la construcción no sólo se han actualizado las normativas sismorresistentes, sino que nuevos diseños y estructuras han dado paso a edificaciones más seguras para los sectores de menores recursos.

Tecnología que salva vidas

“Nuestro sistema de construcción está fundamentado en la utilización de paneles con perfiles de acero galvanizado y concreto interno, los cuales son colocados en una losa de cimentación bajo un sistema de pernos y unidos entre sí con tornillería especial. Cada panel de cerramiento mide 1,20 mts de ancho, lo cual le permite a la edificación, sea una casa, escuela o centro de salud, un comportamiento adecuado ante la acción sísmica (Covenin-Mindur 1756-98, revisión 2001), pues cada panel tiene la facilidad de disipar la energía sísmica sin que la estructura colapse”, afirmó el vocero de Grupo Tecnomatrix.

Sada destacó además que los plazos de ejecución con este sistema son considerablemente menores a la construcción convencional de bloques. “No necesita mano de obra especializada, por lo que una vivienda se puede construir en menos de un mes o una escuela en no más de 120 días, manteniendo altos estándares de calidad, diseño y resistencia”, comentó Sada.

“La idea es que los sectores tradicionalmente excluidos, cuenten ahora con tecnología de avanzada y costos accesibles para el levantamiento de sus viviendas. Nuestra propuesta apunta a que el Gobierno Nacional pueda contar con este sistema de construcción modular en los principales estados del país, instalando plantas nacionales de producción de viviendas, a fin de apoyar eficientemente sus planes sociales de construcción de viviendas dignas y seguras, con un desarrollo urbano planificado, que disminuya la proliferación acelerada y desordenada de asentamientos en zonas geológicamente riesgosas y con estructuras inseguras. Más información: www.grupotecnomatrix.com



Tu opinión es importante. Escribe un comentario