Apresado gobernador de Brasilia acusado de corrupción

Por • 12 Feb, 2010 • Sección: Noticias Internacionales

José Roberto Arruda, opositor a la gestión de Lula, fue grabado recibiendo fajos de dinero durante su campaña electoral en 2007 / Arruda se entregó ante las fuerzas de seguridad después de que el Tribunal Supremo

La Policía brasileña arrestó este jueves al gobernador del Distrito Federal de Brasilia, el opositor José Roberto Arruda, después de que se viese involucrado en acusaciones de soborno por aceptar supuestamente dinero de compañías que buscaban obtener tratos de favor en las concesiones de obras públicas.

Arruda se entregó ante las fuerzas de seguridad después de que el Tribunal Supremo votase a favor de su arresto, respaldado por una acusación de la Fiscalía que involucra al político con intentos de soborno y chantajes.

El gobernador, sin embargo, niega los cargos. Unas imágenes difundidas el año pasado muestran a Arruda aceptando grandes sumas de dinero durante su campaña electoral en 2007, pero el gobernador alega que se usó para distribuir alimentos y juguetes entre los niños pobres de la capital brasileña.

Las imágenes difundidas por los medios de comunicación mostraban, además, a otros políticos que se guardan fajos de billetes e incluso rezan para agradecer el dinero recibido. Dado que las sospechas de corrupción se extienden también a los asesores de Arruda, el Ministerio Público se ha propuesto solicitar que una gestora controle el Distrito Federal hasta que se aclare el caso.

El escándalo saltó a la luz el pasado mes de noviembre y ha perjudicado de cara a la opinión pública a su formación, el Partido Demócrata (DEM), que trata precisamente de reforzar su imagen de cara a las elecciones generales del próximo 3 de octubre.

Precedente
“La prisión del gobernador José Roberto Arruda puede ser el marco histórico de la quiebra de la impunidad en la política brasileña. La Justicia actuó, como es su deber”, manifestó en un comunicado el presidente de la Orden de Abogados de Brasil (OAB), Ophir Cavalcante.

Según Cavalcante, la sociedad brasileña, acostumbrada a que los numerosos casos de corrupción descubiertos en el país se queden sin castigo “puede, al fin, acreditar que hay luz al final del túnel”.

Esta es la primera vez en el régimen democrático brasileño que un gobernador es detenido en el ejercicio del cargo.

Radio del Sur
12/02/2010



Tu opinión es importante. Escribe un comentario