Mitos y realidades del VPH

Por • 19 Abr, 2009 • Sección: Salud

¿Qué significan las siglas VPH?
Estas tres letras representan las siglas científicas del Virus Papilloma Humano (VPH). Su nombre viene básicamente de las lesiones más usuales que se presentan en la piel en forma de mariposa, en latín  papillium, a veces se le dicen lesiones en forma de coliflor por su aspecto. Es un microorganismo viral cuyo material genético es de ADN (ácido desoxirribonucleico)  que es capaz de invadir células de la mucosa y/o epiteliales como lo son: Zonas ano – genitales, bucofaríngeas y piel en general. Esas verruguitas, cadillos ó condilomas son producidos por el VPH, usualmente estas lesiones son producidas por Papillomavirus que se les ha denominado de bajo riesgo oncogénico. Sin embargo, algunos tipos de VPH  son capaces de producir lesiones severas en la vulva, cuello uterino y ano  de la mujer, en el  pene y ano del hombre, que inclusive pueden llevar al desarrollo de cáncer en estas zonas tan delicadas; a estos tipos de VPH se les ha denominado de alto riesgo oncogénico. Existe actualmente una larga lista de mas de 100 genotipos de VPH capaces de infectar al ser humano.

¿La infección por VPH  es sólo un problema de pareja?

La infección por VPH es básicamente un problema que puede afectar a la pareja sexual, pero pueden enfermar  otras personas y niños cercanos al paciente infectado con este virus. Entender la forma de transmisión de esta infección contribuye a la PREVENCIÓN. La forma clásica de transmisión es por el contacto con una zona de piel ó mucosa ya infectada, por ello, debido a la gran intimidad durante las relaciones sexuales se hace más probable el contagio con el virus. En Venezuela, el 70 % de las personas infectadas con VPH han adquirido la infección por vía sexual.

Los hombres  infectados que no tiene manifestaciones clínicas evidentes pueden transmitir el virus a su pareja "sin conocimiento de causa". El 40 % de los hombres con VPH albergan al virus en la uretra sin ninguna manifestación externa que advierta a su compañera (o) sexual la existencia del inquilino no deseado. Esto señala a la uretra y al prepucio como reservorios del VPH, lo que constituye mayor riesgo a presentarse una infección continua en las parejas sexuales.

Otras formas de transmisión  comprobada pero con bajas probabilidades de infección son:
1. Contacto íntimo con objetos usados por personas infectadas, talen como toallas, sábanas, ropa íntima, trajes de baño.
2. Transmisión de madre infectada a su hijo (a) durante el parto (si hay lesiones en el canal vaginal o en la vulva)  o después en los cuidados diarios  del bebé particularmente si las lesiones tipo verruga/cadillo  están presentes en la mamá.

¿Tenemos idea si posiblemente estamos infectados con VPH?

Este inquilino no deseado a veces no da manifestaciones evidentes de su visita, pero debemos estar pendientes cuando aparecen los siguientes síntomas:
1. Ardor ó picazón constante en las zonas genitales.
2. Aumento en la sensibilidad  y aparición de dolor en los genitales durante las relaciones sexuales.
3. Flujos y hemorragias vaginales fuera del ciclo menstrual ó regla.
4. Presencia de verrugas, pequeñas malformaciones de la piel en forma de coliflor y los vulgares cadillos.

Si se presenta alguna de los síntomas anteriores hay especialistas médicos como los ginecólogos, urólogos y dermatólogos a los cuales se puede acudir para salir de dudas.

Si el examen clínico y las pruebas de laboratorio evidencian la presencia de VPH… ¿Qué hacer?

En primera instancia seguir las recomendaciones del médico, el cual podrá indicar los siguientes aspectos:
1. Comunicar a su pareja sexual la presencia del VPH en sus vidas, aconsejándole una visita médica.
2. Someterse a algunos de los tratamientos disponibles para frenar la infección.
Por ejemplo:
    2.a. Tratamiento por destrucción del tejido infectado (láser, crioterapia, electrofulguración).
    2.b. Tratamiento químico (ácido tricoloacético, podofilina, 5 fluorouracilo, Imiquimod).
    2.c. Tratamiento con inmunomoduladores ( interferon Alfa 2-b ).

Los tratamientos que se encuentran a disposición únicamente frenan la infección viral, pero no la eliminan totalmente. Actualmente se están desarrollando vacunas para prevenir en una forma contundente en el futuro la infección por Papillomavirus.

Para evitar el contagio con VPH particularmente por vía sexual se recomienda:
1. Usar preservativo (condón) en forma adecuada cada vez que se inicie una relación sexual y cada vez que haya penetración, ya sea por la vagina, ano ó la boca. Si se usan juguetes sexuales estar seguros que han sido debidamente desinfectados.
2. Reducir el número de parejas sexuales disminuirá el riesgo de contagiarse con VPH.
3. Tomar precauciones antes de usar baños públicos
4. Mantener una adecuada higiene personal.

Recordemos que el VPH se encuentra en una lista de agentes infecciosos que se transmiten por contacto sexual, con las normas anteriormente mencionadas  podrás evitar: Gonorrea, sífilis, uretritis no gonocócica, herpes genital y VIH.

Autor: Dra. Maria Eugenia Cavazza, Instituto de Biomedicina, MSDS (UCV.mcavazza AT yahoo.com).
Fuente: infomedonline.com.ve.

Fuentes de información:
– Ministerio de Salud y Desarrollo Instituto de Oncología y Hematología. Universidad Central de Venezuela. Laboratorio de Genética Molecular. Dra. María Correnti.
– Ministerio de Salud y Desarrollo. Instituto de Biomedicina. Laboratorio de Histoquímica. Piso 4. San José. Caracas. Dra. María Eugenia Cavazza.
– Organización de Bienestar Estudiantil. Universidad Central de Venezuela. Lunes a viernes .2 a 5 de la tarde. Dra. Berhenise Alfonzo. Dra. Cecilia Lozano.
– Programa Nacional del SIDA-ITS. Ed sur. Centro Simón Bolívar. Piso 2. Of. 216, Caracas, Venezuela.

FUENTE

Dra. Maria Eugenia Cavazza, Instituto de Biomedicina, MSDS – infomedonline.com.ve



Un comentario »

  1. por favor estoy muy preocupada me dignosticaron vph en boca y nesecioto un especialista. en un hopital

Tu opinión es importante. Escribe un comentario