La Reacción de los Reaccionarios

Por • 10 Abr, 2009 • Sección: Tribuna Abierta

En la medida que el proceso se vaya profundizando y rozando los intereses de las oligarquías dominantes, en esa misma medida, ésta recrudecerá sus berrinches de bestia herida, resintiendo como el poder se le escapa gradualmente de las garras. De acuerdo a las historias de las luchas populares que hasta ahora han logrado de alguna manera debilitar el poder de las clases dominantes. El factor de la droga religiosa, es reservado para actuar a partir de un punto en el cual los explotadores de pueblos, se inquietan más allá de lo normal ante la amenaza de sus privilegios. En la revolución Cubana, en la revolución Sandinista, en la revolución Salvadoreña, en la lucha Colombiana, en el periodo del gobierno popular de Salvador Allende, antes en la revolución Rusa, en la Mejicana, en la Española; la posición de las elites eclesiásticas, en su mayoría asumieron posiciones de vanguardia en contra de los avances de los derechos de las mayorías de obreros, campesinos y desposeídos marginados.

Con la utilización de un lenguaje hipócrita y falso, estos depravados engañadores, en nombre de un Dios de bondad y amor, contribuyen a mantener al pueblo en el oscurantismo de la ignorancia, la desinformación y el sometimiento a patrones, que con mísero salario, recompensan las riquezas producidas por los pobres y, que les son arrebatadas en nombre del capital y el progreso. Mientras estos sacerdotes o curas, pregonan la pobreza como ticket necesario para entrar al cielo iluso e inexistente, ellos se dan la gran vida. Tomando de los vinos mas exquisitos y refinados existentes, comiendo los mas delicados bocadillos, durmiendo en colchones de pluma de faisán, tomando agua mineral selecta, se trasladan en limosinas de marca mundial, se alojan en hoteles cinco estrellas. Sin producir nada; son poseedores de cuentas bancarias abultadas en bolívares y dólares, sus gastos y consumos personales, se los recargan a los estados, en la mayoría de los casos. Sus vestimentas de civiles son de marca reconocida, o hecha por sastres exclusivos, sus sotanas o uniformes de pantalla, son de telas de fina elaboración. Éstos zamuros de dos patas, solo usan la pobreza como elemento de consuelo, con el cual adormecen la resistencia de las personas y la justifiquen, para una mejor vida después de la muerte. Pero ojo, solo para los pendejos. Sus socios oligarcas y capos de mafias, no tienen que navegar en la desdicha ni la miseria. Ellos ya tienen el cielo en la tierra a base del robo del sudor, el trabajo y el intelecto de los demás. Hipócritamente lavan sus culpas ante los pulpitos, con limosnas insignificantes y con exculpaciones de los zamuros curas fariseos.

Por eso es que no debe extrañar la posición del buitre mayor de la iglesia católica apostólica y romana. Jorge Sabino Urosa. Como tampoco debe extrañar la de los regentes del judaísmo sionista en Venezuela. Estos últimos más solapados y ladinos que los anteriores, siempre andan como las serpientes venenosas, reptando y actuando de bajo perfil, para hacer el daño necesario, en alianza con las alimañas de la CEV.

Algunas personas me acotan que también hay curas buenos, de buen sentir y buen accionar, hasta yo creía eso también, pero pensando con mayor profundidad, llego a la conclusión, que si así sea de buenas intenciones, al compartir una institución tan dañina como la iglesia católica, esos sacerdotes también son culpables del engaño, al contribuir al sometimiento y confusión de la gente humilde. Sus buenas acciones son capitalizadas por los zánganos gusanos como Baltasar porras, Roberto Lúckert, Luis Ugalde y otros depravados manipuladores que conforman la CEV.

De algo hay que estar seguro. Es que si existiera el infierno verdaderamente, estos delincuentes con sotana, engañadores del pueblo, serian los candidatos principales a la quinta paila llena de aceite hirviente. Ellos mienten, engañan, traicionan, manipulan, cometen pedofilia, avalan y amparan asesinos y violadores, imponen discriminaciones de todo tipo, cabalgan sobre la miseria, para sostener un ritmo de vida contrario al que pregonó el Cristo.

La maldad alojada en estos individuos inmorales, los conduce a bendecir las armas y manos de los ejércitos que asesinan a mujeres, niños y hombres, aun dentro de sus hogares; inocentes de sus culpas, sembradas solo por las ambiciones de quienes quieren ser dueños del mundo para apoderarse de todo, hasta del destino de la humanidad y del planeta. Se asocian en un juego de intereses para repartirse el botín de la esclavización de los seres humanos , en una ronda macabra de subyugación y opresión. Para beneficio elitesco de sus mezquinas apetencias enfermizas.

No tengo nada personal contra esas corrientes dentro de la iglesia explotadora, apostólica Romana; que intentan reivindicar al pueblo, pero que lo hacen dentro de una estructura que por su propia conformación, favorece lo malo y lo antihumano, que diluye lo bueno que ellos puedan hacer y hasta lo usan para manipular engañosamente al pueblo.

Una nueva estructura eclesiástica, es necesaria y posible. Una estructura, cuyo norte sea la honorabilidad, el amor, la justicia social, el rescate de los verdaderos valores del redentor (el maestro Jesús), la verdad, la solidaridad, la valoración de los seres humanos más allá del dinero maldito. Que ría con el pueblo, que sufra con el pueblo, que trabaje con el pueblo, que sirva de real guía espiritual, que contribuya al realce de los valores morales, éticos y viva dentro del pueblo, para ayudar a su superación en todo lo necesario, sin privilegios enfermizos y discriminatorios, que le induzca la cultura, las artes y la creatividad sana, como riqueza generadora de la unidad colectiva ¡SI ES POSIBLE!

Javier Monagas Maita
javiermonagasmaita@yahoo.es
10/04/2009



Tu opinión es importante. Escribe un comentario