Chávez en Veneno-no-no-visión

Por • 18 Feb, 2009 • Sección: Tribuna Abierta

Aunque usted no lo crea este humilde servidor había sido informado de las intenciones de los “expertos” comunicacionales del Presidente de llevar al líder del proceso a los estudios de VeneNovisión; esos sesudos profesionales PERIODISTAS – esos sí… PERIODISTAS-, que están montados en las alturas del poder y que desde esas altitudes miran hacia abajo y nos ven “tan pendejos” repartiendo libros, pintando murales, pasando trabajo desde esos “periodicuchos comunitarios” que nos han permitido tener y a los que ellos mantienen en asfixia económica, porque le temen a medios alternativos fuertes e influyentes.

No lo creí, nunca pensé que esa “tremenda idea” de llevar a Chávez hasta VeneNOvisión, pudiera encontrar soporte en el entorno presidencial. Voy a hablar de un principio de cartillita que a los “expertos” se les escapó y lo voy a hacer en los términos de los sabios gringos, desde Ogilvy Mater hasta nuestros días, que tanto les gusta los “expertos”: Señores “profesores” el líder de opinión indiscutible en este país, y apréndanselo, es Chávez y los líderes no discuten con currutacos, así sean esos currutacos con inmensos equipos comunicacionales, con satélites, asesores del Pentágono y millones de dólares – como VeneNOvisión, porque, apréndaselo, cuando un líder ve para abajo y le para bolas a un currutaco, casi lo pone a su estatura y esa es una oportunidad que no desaprovecharon, les clavaron tres NO, que NO, que NO, por las narices…

Está bien que el Comandante quiera llamar la atención de los sectores “blandos” de la población antichavista sobre la necesidad de continuar con un proyecto socialista de país, pero eso ha podido hacerse sin poner al PRESIDENTE a los pies del Zar de VeneNOvisión ¿No les parece? Sencillamente inviten a periodistas de oposición y a la prensa internacional a los estudios de VTV o a Miraflores o a un Studium, a donde sea y ya, hasta ahí, pero llevar al Presidente a sentarse en el estudio desde donde Napoleón Bravo le llamó asesino, me parece mucho. No logro adivinar en qué estaban pensando los “expertos” –Piensa mal y acertarás…

Es evidente el ablandamiento de una parte del equipo comunicacional del Presidente y pienso que por agotamiento han bajado el nivel de atención. Los equipos creativos deben ser de alta rotación, eso se sabe. Lo ideal sería que a los sesudos los cambien de escenario, que los manden a trabajar a un periódico alternativo o a una radio comunitaria, que vayan a las oficinas de los organismos del Estado para que un burócrata les regatee hasta el último centavo o que les lance un estudio semiótico para no comprarles una cuña en una estación de radio comercial, donde unos camaradas tienen un programa, “porque eso vulnera la estrategia comunicacional del Estado”. Ese baño de realidad, seguro les serviría para que, si alguna vuelven al Olimpo comunicacional de la Nación, lo hagan remozados – les hace falta un refreshing cerebral, como le dicen ahora.

Es que los PERIODISTAS, colegas de William Echeverría (“lastima que piense así, porque es panita”) a veces no logran saltar del corral mental de la UCV o de la UCAB y siguen entrampados en los canales de siempre y con la formulita de siempre. El periodismo revolucionario está en otra parte y no en las gavetas que tan tercamente jorungan día y noche. No se trata de permutar los mismos elementos, sino de traer nuevos – extrapolar, le llaman por ahí.

Volviendo al programa de VeneNOvisión, en el que se presentó el Presidente, bien lo dice Mario Silva, no puede ser interlocutor del Presidente un periodista como Eduardo Rodríguez, contaminado con la propaganda de guerra de todos estos años. Él era el presentador del video de los “pistoleros de Llaguno” y que lo hayan aceptado como interlocutor del Presidente nos parece un dislate.

Ahora bien, sobre el backing del set del programa, me gustaría preguntarles ¿alguna vez ustedes habían visto una bandera más rara? Pues es idéntica a las fotos que ilustran los manuales de propaganda/publicidad subliminal. La bandera simula la superficie ondulante de los cubos de hielo de la publicidad de bebidas alcohólicas que prometen sexo al consumidor (¿se acuerdan?).

Ahora bien es muy posible que a cualquiera se le pase lo de las imágenes ocultas en el backing, o lo de permitir como interlocutor del Presidente a un periodista moralmente descalificado, pero llevar al Presidente a Venevisión, al canal que presentó el video de los militares golpistas anunciando la muerte de venezolanos que serían asesinados en Llaguno; el Canal 4 representa lo peor de la Cultura Mayor de la que habla Barroso en “La autoestima del venezolano” y contra de lo que tanto hablara Antonio Pascuali y el Reglamento de Radio Y TV; ese canal, donde vemos niños en actitudes inadecuadas, al son del reguetón, personas echadas al escarnio público en los programas denigrantes y finalmente el canal del jefe a la sombra, el más peligroso de los enemigos, que tiene nuestro país, con más de un millón de antenas que llegan a los barrios y que se encargan de estupidizar al pueblo; en 10 años nada ha impedido hábilmente que se disperse el mensaje de una nueva cultura de valores de autovaloración del pueblo.

VeneNOvisión es un tóxico radioeléctrico unido a Televisa y a los asesinos de la emigración gusana de Miami. Cisneros es el zar de la oposición, él ni siquiera rinde cuentas a los enanos criollos, opera directamente con Washington.

Cualquiera en su ramplona tozudez puede tratar de convencernos que llevando a Chávez hasta los estudios de VeneNOvisión estamos combatiendo al enemigo en su propio terreno, respondemos que no pues, en ese caso lo que hacemos es mostrar a los millones de usuarios pobres que: “VeneNOvisión es un canal bueno, tan bueno que hasta el Presidente va a allá y habla desde allá y que VeneNOvisión todo lo que muestra por esa pantalla es lo nuestro.”

Vean los numeritos “expertos” y luego publiquen el repunte de rafting que arrimaron hasta las puertas de VeneNOvisión.

A ver cuéntenos: ¿Qué es lo que tiene Venevisión que no tenga RCTV?

Pregúntense porque le cambiaron el backing a los escuálidos que en manada llevaron a sus democráticos estudios a denigrar del Presidente, y eso después que el Presidente Chávez había hablado y no tendría ya la posibilidad de responder a la inquina que llevan esos personajillos en sus fauces.

¿Por qué no fueron los escuálidos invitados antes que el Presidente, no fue eso exponerlo, un riesgo sin justificación?

Y para finalizar, sólo les rogaríamos a nuestros “expertos” PERIODISTAS, que no vayan a decir que las ideas aquí expuestas podrían tener alguna validez, pero que eso ya no importa porque a final de cuentas ganamos. A esto último responderíamos, que ciertamente ganamos, pero ganamos mal; esa cifra de diferencia no satisface a nadie; después de 10 años en Revolución no se debería justificar tan corta diferencia. Las campañas de diversionismo ideológico, como la que están adelantando desde hace años los medios golpistas, tiene un efecto acumulativo y es posible que esa corta diferencia sea resultado de esa estrategia.

Sólo resta llamar la atención sobre los muertos que aparecen a diario en la prensa; crímenes sin móviles explicables y que son efectuados con el mismo modus operandi, tan igual que se puede hablar de un patrón determinado… y siempre en las zonas populares; nunca uno de esos asesinatos ocurre frente a un centro comercial en Alto Prado o La Tahona. Qué casualidad que los atracos para robar motos ocurran donde están los pobres con sus “piches catanares” que ni repuestos tienen y que hechos como los que ocurren en las barriadas jamás ocurran precisamente donde los riquitos se pavonean en maquinotas y andan con los bolsillos cargados de dinero.

Las cifras de los asesinatos “inexplicables” son parte de la campaña. No lo olviden: Inseguridad y corrupción son la estrategia, la primera la resuelven con sicariato político disfrazado de delincuencia común y la segunda con 80% de funcionarios escuálidos infiltrados en la administración pública (Müller Rojas dixit), que si bien no todos están en el guiso, muchos de ellos desde sus posiciones –con cargos directivos muuuchos- intentan barrenar el proceso.

Volencia y corrupción es la fórmula envuelta en celofán subliminal, a diario cacareada por VeneNO-NO-NOvisión.

Marco Aurelio Rodríguez
elmacaurelio@yahoo.es
18/02/2008



Tu opinión es importante. Escribe un comentario