El Vacío

Por • 1 Feb, 2009 • Sección: Un Grano de Maíz

En política, en Revolución, el vacío es una peste que puede causar graves daños. En política, más en Revolución, los vacíos son rápidamente llenados por ideologías adversas, por extravíos, por espontaneísmos.

Es importante estar alerta ante los vacíos y enfrentarlos en sus causas. Veamos.
En esta Revolución se están presentando vacíos, indecisiones, omisiones, que de no ser tratados a tiempo traerán descalabros.

Uno de ellos es el brote de aparaticos que juegan a ser un Estado dentro del Estado, dictan leyes, condenan, actúan de acuerdo a su ley, creen que favorecen a la Revolución y al Comandante, cuando en realidad llevan agua al molino enemigo.

En ellos se apoyan los medios oligarcas para sacar variado provecho:
Amalgaman a su base social, que se aterroriza por la conducta fechoril de estos aparaticos. Así, los medios de deformación transforman la agresión estúpida de una bomba lacrimógena en una embestida de la “barbarie chavista”, contra la cual la única respuesta es votar en contra, detener al chavismo a costa de lo que sea.

Además, se aprovecha el enemigo para construir la sensación de que no hay Estado Revolucionario, que estamos en las puertas de un sálvese quien pueda, que se soltaron los jinetes del Apocalipsis.

Esta conducta también hace mucho daño en nuestro campo:
Da la sensación de indisciplina tremenda, es desleal con el liderazgo del Comandante, lo usan para legitimar sus dudosas agresiones, conspiran contra la construcción del Estado Revolucionario.

Al hacer un mal uso de la violencia, al sustituir a las masas por el aparatico, están aislando a la Revolución de su base natural. De esa forma no educan, al contrario, actúan en contra de la concientización de las fuerzas revolucionarias, nos debilitan.

Estos aparaticos son terreno fértil para la actuación de agentes enemigos infiltrados y provocadores profesionales.

Muy buena la declaración que el Estado hace por vía del Ministro Jesse, es correcto desligarse de estos aparaticos, pero no es suficiente.

Es necesario atacar el fenómeno en sus raíces. No hay duda que estos aparaticos brotan en el vacío que deja la Revolución, y no cabe duda que ese vacío se origina, se alimenta de nuestras imprecisiones teóricas.

Después del 15, reafirmado el líderazgo del Comandante, estaremos en inmejorables condiciones para fortalecer a la Revolución.

Debemos iniciar un gran movimiento teórico en la sociedad, todos discutiendo, todos participando en la afinación de la ideología que nos guía, en la construcción de referentes teóricos que no dejen vacíos ni espacios a los extravíos.

Alguno de los temas a discutir y precisar serían: el concepto de Estado Revolucionario cómo representante de la sociedad, la organización social y política, la vanguardia, la nueva institucionalidad, la Propiedad Social de los medios de producción en la formación de Conciencia del Deber Social. En resumen, debemos discutir el Socialismo en profundidad, dotarlo de rigor teórico.

De esta manera derrotaremos las desviaciones en la Revolución, la defenderemos de infiltrados y extravíos.

¡Con Chávez es con lo que Chávez decida!

¡Con la Enmienda todo, contra la Enmienda nada!

Antonio Aponte
Un Grano de Maíz
31/01/2009



Tu opinión es importante. Escribe un comentario