Un poco de religión

Por • 26 Ago, 2008 • Sección: Reflexiones

Huracanes que anuncian el fin del mundo

Entonces habrá señales en el sol, en la luna y en las estrellas, y en la tierra angustia de las gentes, confundidas a causa del bramido del mar y de las olas. Los hombres quedarán sin aliento por el temor y la expectación de las cosas que sobrevendrán en la tierra, porque las potencias de los cielos serán conmovidas. Lucas 21:25-26.

Hace dos semanas escribí sobre el huracán “Deán”, este poderoso huracán que rompió los records en potencia y magnitud, entró con toda su furia por México, primero por Yucatán, y una vez que pasó el Golfo de México, volvió a ingresar a territorio mexicano por el estado de Veracruz, causando destrucción de miles de hogares al internarse al país y cosechas destruidas en su totalidad, además de haber dejado más de 26 personas muertas.

Mientras México trataba de recuperarse de este poderoso huracán, las autoridades salen otra vez corriendo, esta vez para socorrer a las poblaciones del litoral pacífico ante la tormenta “Henriette”, que en estos momentos ya se convirtió en huracán y amenaza las poblaciones de Baja California.

Acabo de estar en los estados de Oaxaca y Guerrero, y ya estaban sufriendo los estragos de las muchas lluvias que han caído en la región, provocando mayor destrucción el avance de este huracán Henriette; quien ya cobro vidas en el estado de Guerrero y grandes pérdidas en bienes materiales.

UN TERCER HURACAN EN SOLO DOS SEMANAS.

Una vez más y en solo dos semanas, la atención mundial se vuelve a centrar en otro poderoso huracán en las costas del Caribe. Desde este momento ya se consideran estos fenómenos como “algo jamás visto en la historia”, ya que nunca se había tenido dos huracanes al mismo tiempo en los dos océanos distintos.

Mientras se hablaba únicamente del Pacifico, ahora la atención se ha dividido por lo que esta ocurriendo simultáneamente en el Atlántico. Hoy martes 04 de Septiembre, a las 6:00 de la mañana, hora de Nicaragua, entró el poderoso huracán Félix en categoría cinco —la más alta para un huracán— azotando la zona atlántica; En estos momento todo Honduras esta a la expectativa “cruzando los dedos”, porque el huracán se perfila hacia el corazón de este bello país.

Honduras, por ser un país con una topografía quebrada, con muchas montañas, se vuelve evidentemente mas frágil, no solo por el embate de los poderosos vientos de este temible huracán, sino por los mas de cien milímetros de lluvia que depositara por su paso, inundando numerosas localidades, incluyendo a la misma capital Tegucigalpa. Además de esto, el peligro que corre Honduras ante las lluvias torrenciales, son los devastadores deslaves de las numerosas montañas.

Es deslave de los cerros en tiempo de lluvias, en un peligro constante en las comunidades ubicadas en zonas montañosas.

En estos momentos en que estoy escribiendo este articulo, no podemos saber todavía la magnitud del desastre que dejara el huracán Félix en estos países —considerados como los más pobres de América Latina, superados solo por la isla de Haití—, tendremos que esperar hasta mañana miércoles para saber cual fue el impacto causado.

Hoy que está pasando por Nicaragua el huracán Félix, ya se habla de muchos lugares de refugio que se han habilitado, donde hay miles de personas recibiendo ayuda, debido a que han sido destruidos los techos de sus casas debido a los vientos y a las intensas lluvias. Sin embargo, todavía no se sabrá bien la magnitud de desastre de este huracán en su paso por Nicaragua, sino hasta el miércoles.

Pero a lo largo de todo este día y parte de la noche, es Honduras quien estará recibiendo el azote de este fenómeno, mientras Guatemala y Belice se preparan para la llegada de este huracán el día del miércoles 05 de Septiembre.

LA NATURALEZA GIME DE DOLOR.
Sabemos que toda la creación gime a una, y a una está con dolores de parto hasta ahora; y no solo ella, sino que también nosotros mismos, que tenemos las primicias del Espíritu, nosotros también gemimos dentro de nosotros mismos, esperando la adopción, la redención de nuestro cuerpo. Romanos 8:22-23.

Nunca antes dicen los expertos, se habían dado dos huracanes de categoría cinco en solo dos semanas. Al escuchar estas afirmaciones de los expertos, solo me pongo a pensar en las palabras del apóstol Pablo, en el pasaje que estamos leyendo, donde la naturaleza misma gime de dolor. No podemos negar que esto es parte de las grandes señales de la gloriosa venida del Señor Jesucristo. Mientras miramos las noticias, y hemos escuchado a personas contactadas en el mismo momento del paso del huracán por Nicaragua decir: “los vientos son temibles, y el rugido del mar es aterrador”.

Al escuchar las palabras de los ruidos aterradores del mar ante la potencia de este huracán Félix, solo nos trae a la memoria el pasaje del Señor Jesús en San Lucas 21:25-26. Desfallecido los hombres por temor y la expectación de las cosas que sobrevendrán en la tierra, porque las potencias de los cielos serán conmovidas.

En este mismo pasaje el Señor Jesús dijo: Pero cuando vosotros vais todas estas cosas erguíos y levantad vuestra cabeza porque vuestra redención esta cercana. Por todo esto sabemos que estamos o hemos entrado en la última faceta de la inminente venida del Señor.

CONCLUSIÓN:
Hoy más que nunca necesitamos estar a la expectativa de la venida del Señor, y buscar junto a toda nuestra familia, una verdadera iglesia, no una falsa, y mucho menos una iglesia como la del líder de pastores hispanos de Oklahoma, que se mofo del artículo anterior sobre los huracanes, este tipo de falsos ministros no recomendamos en estos momentos visitar, hay que visitar una iglesia que ame y espere la venida del Señor. 2 Timoteo 4:8.

Oremos por nuestra gente en Centro América, y hagamos todo lo posible para que nuestros familiares estén completamente seguros de que tienen a Cristo Jesús en sus corazones.

Hoy he tenido que hacer bastante rápido este artículo, pero estaré dando mayor información en otro momento.

Que Dios les bendiga.
Dr. Antonio Bolainez.
26/08/2008



Tu opinión es importante. Escribe un comentario